Springsteen, el último en unirse: ¿por qué artistas como Dylan o Neil Young están vendiendo sus canciones a discográficas o fondos de inversión?