"La segunda ola ni está ni se la espera": una española en China nos cuenta cómo es volver a vivir sin el virus